Recientes

6/recent/ticker-posts

Un «navarco» para el embalse

 

«Sería útil crear una gerencia de departamental de macroproyectos con un navarco que gestione iniciativas estructurantes para el Quindío».

 

Al pensar en el embalse multipropósito del río Navarco en Salento me viene a la mente que la palabra «navarco» o «navarca» proviene del latín y tenía que ver con el barco y el mando, literalmente el «capitán de navío», que era el título militar dado a los capitanes de naves de guerra en la Grecia Antigua. Y pienso en ello porque los proyectos estructurantes necesitan de navarcos que los lideren

Hago esta referencia porque desde que se propuso el mencionado proyecto mucha agua ha pasado bajo el puente y nada por el embalse. Recordemos que la represa aparece por primera vez en el Estudio del Plan Maestro sobre el proyecto de desarrollo agrícola integrado de la cuenca del Quindío publicado en 1988 por el DNP, la CRQ y la Agencia de Cooperación Internacional del Japón – JICA como parte una estrategia de desarrollo para suministrar agua para riego agrícola, generación de energía eléctrica y abastecer acueductos urbanos y rurales.

Vea: El embalse se secó

Una década después, en 1998, el Corpes de Occidente bajo la dirección de Bernardo Moreno Villegas hizo el estudio preliminar de acueducto regional que se abastecía de la represa e incluía una planta de potabilización y una red de distribución por gravedad que integraba a Circasia, Armenia, Calarcá, La Tebaida y Montenegro, lo que suponía la articulación de Empresas Públicas de Armenia, Empresas Públicas de Calarcá y Empresa Sanitaria del Quindío -ESAQUIN (hoy Empresas Públicas del Quindío). Recuerdo que por aquello años, como gerente de EPA, puse todo el empeño para trabajar en esta propuesta futurista. Hoy creo que fuimos ilusos, pues la articulación de aquellas empresas alrededor de un acueducto regional gozaba de la misma viabilidad política que tuvo la creación de un área metropolitana.

Luego se hicieron (2006) los estudios preliminares con los que ESAQUIN inscribió el proyecto ante el Ministerio de Ambiente y en 2007 se realizó la Fase I de los estudios de prefactibilidad y diseño conceptual del Embalse Multipropósito por contratación entre la Gobernación y ESAQUIN con la Unión Temporal Embalse Quindío -UTEQ. Entonces el proyecto fue incluido en el Plan Nacional de Desarrollo 2006 – 2010 (artículo 129: Proyectos por viabilizar) lo que facilitó que en 2009 FONADE contratará con Selfinver Banca de Inversión una consultoría para la Estructuración del proyecto Embalse Multipropósito del Quindío que presentó en 2010 un informe sobre la afectación económica de un eventual racionamiento de agua en Armenia, Circasia y La Tebaida.

 

El memorando de entendimiento

Estos antecedentes condujeron a que en julio de 2010 el ministro de Hacienda Óscar Iván Zuluaga, el ministro de Ambiente Carlos Costa Posada, el director del DNP Esteban Piedrahita Uribe, el gobernador del Quindío Julio César López Espinosa, el director de la CRQ Carlos Alberto Franco C., la alcaldesa de Armenia Ana María Arango A. y los alcaldes de Salento y Circasia Jorge Ricardo Parra Sepúlveda y Patricia Mora Ocampo firmaran un Memorando de Entendimiento comprometiéndose a desarrollar las acciones necesarias para garantizar el abastecimiento de agua potable en Armenia y otros municipios, la continuidad en el suministro respetando los parámetros y caudales ecológicos definidos en la Resolución 023 de 2010 de la CRQ en y propendiendo por la sostenibilidad técnica y financiera del proyecto del embalse multipropósito garantizando los aportes de cada una de las partes.

Vea: Un embalse que se agota.

Para tal fin, el Ministerio de Ambiente, a través de FONADE, gestionaría la contratación de los estudios de factibilidad avanzada en los componentes financiero, técnico, social y ambiental, e Ingeniería Básica del embalse y de las obras complementarias requeridas para su construcción. Para ello, realizaría ante el DNP y el Ministerio de Hacienda las gestiones presupuestales para la consecución de los recursos para los estudios por un monto aproximado de $3.800 millones. Cumplido lo anterior, la Nación a través del Ministerio de Hacienda aportaría al esquema de financiación del proyecto el saldo de los ingresos disponibles recibidos por la venta de su participación accionaria en la EDEQ estimados en $36.000 millones, para lo cual se incluiría dentro del Marco Fiscal de Mediano Plazo y del Marco de Gasto de Mediano Plazo 2011 - 2014 que se presentaría a aprobación del CONPES.

En cuanto a los compromisos locales, los municipios de Salento y Circasia apoyarían la gestión predial para el inventario, la identificación catastral, evaluación jurídica y avalúo, para la elaboración de las fichas prediales de los inmuebles que fueran necesario adquirir o afectar para adelantar la construcción del embalse. Por su parte la Gobernación del Quindío, el municipio de Armenia y los demás municipios que se vincularan, gestionarían las disponibilidades presupuestales necesarias para comprometer los recursos para la cofinanciación del proyecto, las obras complementarias y su operación.

Vea: Seis años después del cincuenteranario.

Por aquellos años algunos cuestionaron el embalse aduciendo que el riesgo de un desabastecimiento de agua era menor, que el área donde se construiría tenía títulos mineros que se debían respetar y que la zona era atravesada por fallas geológica que elevarían la inversión, posiciones todas ellas rebatibles con la información técnica disponible. Al final, el Congreso dio un espaldarazo al sancionar la Ley 1803 del 01 de agosto de 2016 con la que la Nación se asoció a la conmemoración de cincuentenario del departamento del Quindío y autorizó al Gobierno Nacional para que asignara en el Presupuesto de la Nación las partidas presupuestales necesarias para efectuar los créditos y contracréditos requeridos, así como los traslados presupuestales que garantizaran su cumplimiento a fin de ejecutar, entre otros, la construcción del Embalse Multipropósito.

 

Hay que aprovechar las oportunidades

Así que no existe justificación alguna para dejar de lado un proyecto al que se le ha invertido tanto en su estructuración, máxime cuando enfrentamos un crecimiento significativo del turismo y una expansión metropolitana impulsada por dinámicas urbanas y suburbanas, además de los efectos del cambio climático sobre la oferta hídrica del departamento. Por consiguiente, más que una crítica, lo que pretendo es llamar la atención sobre los proyectos estructurantes que deberían ser objeto de debates juiciosos y objetivos.

No sé qué pasó con 36.000 millones de pesos que recibió la Nación de EPM por la venta de sus acciones en la EDEQ ni con los 10.400 millones que llegaron al departamento del Quindío por igual concepto, recursos que se aportarían al esquema de financiación del proyecto; también ignoro si se hizo seguimiento al memorando de entendimiento firmado en 2010, si se ha gestionado la Ley del Cincuentenario y si la represa ha sido parte de la agenda de los proyectos prioritarios del departamento. De lo que si estoy convencido es que con base en los estudios realizados y en los datos disponibles sobre cambio climático y oferta y demanda hídrica actual y futura el Embalse Multipropósito es un proyecto estratégico para el Quindío.

 

Colofón

Como es más oneroso para una región no hacer lo que debe hacer, la historia registrará nuestra capacidad de decisión y de gestión para aprovechar un proyecto que tiene estudios prefactibilidad y factibilidad, además de los mecanismos de financiamiento con cargo al presupuesto de la Nación contenidos en la Ley 1803 del 01 de agosto de 2016. Así las cosas, el proyecto del Embalse Multipropósito debería ser presentado al gobierno nacional para su inclusión en el Plan Nacional de Desarrollo 2022 – 2026, al tiempo que sería útil crear una gerencia departamental de macroproyectos con un «navarco» que gestione iniciativas estructurantes para el Quindío. 

 

Armando Rodríguez Jaramillo

arjquindio@gmail.com   /   @ArmandoQuindio


Publicar un comentario

4 Comentarios

  1. Muy acertada su apreciación Doctor Armando y cómo bien lo ha escrito en anteriores oportunidades, el camino hacia el embalse multiproposito está allanado solo queda que llegue alguien a dirigir este barco a puerto seguro y se haga realidad tan anhelado propósito en beneficio de los Quindianos

    ResponderBorrar
  2. NO a la gerencia de departamental de macroproyectos. No más burrocracia. No más gasto público en mebtirocracia.

    ResponderBorrar